Leyendo
Ernesto Suárez cumple 60 años en la escena teatral y los celebra en el Independencia

Ernesto Suárez cumple 60 años en la escena teatral y los celebra en el Independencia

El espectáculo que reunirá al consagrado artista con actores y actrices que lo han acompañado a lo largo de su exitosa carrera será este sábado 1 y domingo 2 de julio. Festejo Teatral tendrá dos jornadas para reír y emocionarse con el icónico actor y director mendocino.  

“En mi teatro hay dos consignas claras, tiene que hacerte reír y pensar. Siempre he procurado eso en mis obras y creo honestamente que ha sido logrado”, dice Ernesto El Flaco Suárez, uno de los actores y directores más consagrados de la escena teatral local y latinoamericana. Suárez cumple 60 años de hacer teatro y, como él dice, “ni se les ocurra decir que es un homenaje, que no me morí. Esto es celebrar que llegué con 83 años a este bonito lugar”, dice con su impronta de humor. El Festejo Teatral que reunirá a Suárez con una docena de artistas en escena tendrá dos días y es promovido por el Ministerio de Cultura y Turismo de Mendoza. Será el sábado 1 y domingo 2 de julio, a las 21, en el Teatro Independencia y con entradas ya a la venta a través de entradaweb.com.ar o, en la boletería del teatro, de miércoles domingo de 18 a 21.

El espectáculo que brindará Ernesto Suárez por sus 60 años de teatro será compartido en tablas junto a artistas que son parte de su más entrañable círculo teatral y de amistad. Entre ellos, Daniel Quiroga -quien es además su sobrino-, Sandra Viggiani, Chicho Vargas, Marcelo Lacerna, Adrián Sorrentino y Marcelo Sánchez. Además, la participación de Ezequiel Yasar, Gonzalo Aranda y Oscar Pizarro y una de las compañías teatrales creadas por Suárez: De Sol a Sol. Otras dos participaciones muy especiales serán las de sus hijas, Anita y Laura. Con la mayoría de los actores y actrices, se recrearán fragmentos de las obras más representativas compartidas con Ernesto Suárez.

“Este Festejo Teatral me conmueve, emociona y llena de orgullo. Siempre fui un fanático del teatro, ha sido mi vida y he trabajado con tanta gente. Ni me doy cuenta de la popularidad, pero el otro día unos compadres estaban tomándose un vinito y uno de le dice al otro: ¿no lo conocés?, es el maestro del teatro popular. Eso me impacta, o que los jóvenes me pidan fotos. Sé que soy querido, quizás por esto que comentaba. Sé que mi sello es haber regalado sonrisas y quién se puede olvidar de alguien que te haga reír, pero además reflexionar”

dice Ernesto Suárez.

Y agrega:

“Me he negado a que este encuentro se llame homenaje. Eso que me llegue cuando vaya para el otro lado. Ahora se festeja, es más, hay tantos que ya no están y me hubiera gustado que estén. Pero habrá un grupo muy cercano, con los cuales he compartido obras insignias del teatro mendocino, algunas con muchos años, otras muy recientes, por suerte todas exitosas”

decía El Flaco Suárez.

Una vida dura, un teatro para ablandar corazones

Ernesto Suárez nació en un hogar muy humilde de Mendoza, hijo de una madre costurera y trabajadora del servicio doméstico, quien fue un pilar en su vida. Crió sola a 5 hijos, por la ausencia de un padre que los abandonó, pero siempre siempre cantaba y hacía chistes. “Mi mamá tenía siempre el humor a flor de piel y también la música. Ella nos hizo sacar el drama en sus formas de reír, podía dar una gran lección de resiliencia”, cuenta Ernesto Suárez sobre su mamá. Una madre a la que no pudo despedir cuando falleció. Él estana exiliado fuera, huyó del país como muchos artistas en plena dictadura militar. Y se enteró estando exiliado, por una carta de su hermano, que su viejita había fallecido. “Mi madre está presente siempre. Ella anda por esos textos por la risa, siempre habita en la risa”, dice Suárez.

Ese humor que llevaba como un traje ambulante prontamente fue detectado por referentes del arte. “Terminé la secundaria literalmente como pude, y a los 23 años, por esas cosas del destino, debutaba en el teatro que estaba ubicado arriba de la Biblioteca General San Martín. Meses antes me habían descubierto en esto de contar cuentos en el Comedor Universitario de la UNCuyo, por entonces ubicado en la calle Rivadavia. Ahí, nada menos que Mercedes Sosa, cuando terminaba de actuar, se venía a nuestra mesa, me arengaba a subir al escenario. Ahí me vieron y bueno fue un inicio y aquí me tenés con 83 pirulos”, relata Suárez.

Ernesto Suárez El Flaco, apodo por su contextura, se trasñadó a Córdoba. Allí quiso estudiar un terciario, pero apenas pisó suelo cordobés, le pasó una desopilante historia. “Unos curas dominicos andaban buscando un sacristán y monaguillo y, como no tenía dónde dormir, estuve un tiempo viviendo con ellos. En este tiempo aproveché para hacer un curso de bibliotecario. Cuando todo se encaminaba, llegaron noticias de lo enferma que estaba mi mamá, dejé todo y regresé. Ya con mi certificado de bibliotecario, en Mendoza trabajé en la biblioteca de la Facultad de Ciencias Económicas y comencé a hacer teatro con muchísima intensidad. Tanto, que fui designado director de la Escuela de Teatro de la Universidad Nacional de Cuyo”, recuerda Suárez.

Prontamente, el avance militar sobre los artistas se volvió una amenaza contra la vida. Logró salvar a algunos amigos y él tuvo que huir con su pequeña hija y su esposa “hasta el lugar donde me alcanzó lo que tenía”. Así recaló en Perú y Ecuador. En este último país formó la mítica compañía El Juglar, gestora de grandes artistas, lo que le ha valido el reconocimiento de ese gobierno, ya cumpliendo los 45 años de historia este semillero de artistas.

Suárez se volvió un referente en distintos países de Latinoamérica, como Perú, donde también formó escuela y donde, como en nuestra Mendoza, es considerado un imprescindible referente como actor y director. Justamente en la provincia creó compañías como Teatro El Taller, otro enorme gestante de artistas. Lo mismo que la compañía De Sol a Sol. Además, ha sido multipremiado y distinguido como Ciudadano Ilustre de la Ciudad de Mendoza, iniciativa del por entonces intendente de la Ciudad, Rodolfo Suárez, hoy Gobernador de Mendoza. El Instituto Nacional del Teatro (INT), por su parte, lo incluyó en la lista de los 20 imprescindibles del teatro argentino.

En cine tuvo distintas participaciones, pero el país se maravilló con la actuación en la película Camino a la paz, donde coprotagonizó con Rodrigo de la Serna, quien quedó maravillado por su trabajo y personalidad. Ernesto Suárez dice que no se considera dramaturgo, aunque no para de escribir obras. “Tengo mucha gente que me ayuda”, dice el artista, que tiene una amplísima carpeta de obras todas de las cuales salen aplausos y ovaciones.

“El que se olvida de donde viene, nunca sabe dónde va”

Militante constante del teatro en escuelas y cárceles, cree que es una herramienta imprescindible para la reflexión. Entre sus referentes a su vez habla de Chaplin y Cantinflas, en ellos ve la expresión del humor y la reflexión.

“Me siento orgulloso de decir que en mis obras hemos hablado, cuando nadie hablaba, de temas como el machismo, y con una postura muy tomada. Eso siempre y, en obras más recientes, he sumado temas como el trato aún increíble a la comunidad homosexual. También la reflexión sobre el cuidado a nuestros adultos y adultas mayores. No se les huye a los temas que incomodan, se los enfrenta, se los muestra y qué mejor mientras a más gente se pueda. Reitero, es militancia en mi caso. Además, una de las frases que más me moviliza es la que dice: el que se olvida de donde viene, nunca sabe dónde va. Yo vengo de un hogar humilde. A mis 83 años tengo solo mi casita y un Renault 12. Mi riqueza es mi familia, Ana y Laura, mis hijas maravillosas; mi pareja, Mónica Pacheco. Mis compañeros y compañeras teatrales. Por eso estos dos días de teatro serás un festejo a la vida y al arte”

concluye el gran maestro Ernesto Flaco Suárez.

Ficha

Festejo Teatral: 60 años de teatro de Ernesto Suárez

Día y hora: sábado 1 y domingo 2 de julio, a las 21.

Lugar: Teatro Independencia.

Actuación y dirección: Ernesto Suárez.

Artistas invitados: Daniel Quiroga (fragmento de Educando al nene), Sandra Viggiani (fragmento de Hablemos de la pareja), Marcelo Lacerna (fragmento de cuento de Roberto Fontanarrosa), Adrián Sorrentino (fragmento de Jacinto y Yo), Marcelo Sánchez (Así Lo Vip), Chicho Vargas (fragmento de La leyenda del hombre que se convirtió en perro), Compañía de Sol a Sol (murga); Ezequiel Yasar, Gonzalo Aranda y Oscar Pizarro (intervenciones)

Entradas: $1.500 a través de entradaweb.com.ar o, en la boletería del teatro, de miércoles a domingo de 18 a 21.

Organiza: Ministerio de Cultura y Turismo de Mendoza.

¿Cual es tu reacción?
Lo odio
0
Me encanta
1
Me enoja
0
Me tenté
0
Meh
0
Ver comentarios (0)

Deja una respuesta

Tu dirección de email no va a ser publicada.

© 2024 Todos los derechos reservados.

Desarrollado por Kira Designs.

Volver arriba